Tratamientos

  • Erika Taubert
  • Sandra Borda
  • Andrea Nocetti

Rejuvenecimiento en Tercera Dimensión con Titán para Flacidez en cara y cuello

- ¡Adiós flacidez! -
Rejuvenecimiento en Tercera Dimensión con Titán para Flacidez en cara y cuello

Combinación con otros tratamientos: Rejuvenecimiento en tercera dimensión, Thightening o Estiramiento Cutáneo con Titán

En casos de flacidez en cara o cuerpo, la Clínica cuenta con Titán, el mejor equipo del mundo para estiramiento cutáneo, que se aplica después del rejuvenecimiento con láser para agregar volumen y una apariencia más joven y tersa en los casos de flacidez en cara y cuello.

Titán produce unos rayos infrarrojos potentes que hace que las fibras de colágeno se contraigan inmediatamente y el resultado es el estiramiento cutáneo.

Los beneficios son de varios tipos, reducción de flacidez, mejora contorno de mandíbula, estiramiento de mejillas, papada y cuello, apariencia más ovalada del rostro y mejora arrugas del surco nasogeniano; cuando se realiza en la parte superior del rostro se logra un elevamiento de cejas.

A diferencia de otros equipos de radiofrecuencia que son dolorosos o no tienen pieza de mano enfriada, Titán si cuenta con esas características, por lo cual la piel está protegida de quemaduras y manchas.

Resultados sorprendentes y la piel luce más joven y tersa.

El tratamiento alcanza resultados excelentes en las arrugas estáticas. Para las arrugas dinámicas o líneas de expresión es aconsejable combinar el láser con rellenos faciales y otros rellenos biocompatibles.

El envejecimiento produce cambios significativos dentro de los cuales cabe destacar el adelgazamiento de la dermis por la perdida de colágeno lo que genera arrugas, aparición de venitas, lesiones pigmentadas o manchas, poros abiertos, discromías o decoloración y flacidez, entre otros.

Gracias a los avances de la ciencia hoy se cuenta con tecnología de láser que permiten mejorar esos signos del foto-envejecimiento y lograr una piel con una apariencia más joven y tersa, y lo que es mejor, sin incapacidad y sin los riesgos de una cirugía plástica.

El procedimiento es sencillo y no requiere anestesia ni incapacidad, consiste en la aplicación de estas tecnologías en la zona a tratar y con pocas sesiones se obtiene mejoría en la flacidez cutánea. Es apto para todo tipo de piel, incluso puede hacerse a la hora del almuerzo y la persona puede maquillarse inmediatamente después del procedimiento y seguir su vida normal.

Los cuidados post-láser son mínimos como abolir la exposición al sol durante los días posteriores y usar un bloqueador solar de acuerdo al tipo de piel. Es un procedimiento que puede utilizarse no solamente en el rostro sino también en cualquier área del cuerpo como el cuello, escote y manos, en donde es muy difícil cualquier tipo de procedimiento de cirugía plástica.

El rejuvenecimiento con láser ahora permite complementarse con equipos de thightening o estiramiento cutáneo para combatir la flacidez y así poder aumentar volumen en el rostro para una apariencia joven y tersa.

Gracias a los avances de la ciencia existe una nueva tecnología no invasiva de rayos infrarrojos muy potente llamada Titán que ha revolucionado los tratamientos para lifting o estiramiento cutáneo para la flacidez, con resultados nunca antes vistos.

El Titán de USA produce una energía luminosa en la dermis profunda lo que hace que las fibras de colágeno se contraigan inmediatamente y el resultado es el estiramiento cutáneo, lo que se traduce en una piel más joven y tersa de forma natural sin incapacidad, sin cirugía. Los resultados se comienzan a ver inmediatamente en la mayoría de los casos, y los plenos entre 3 a 6 meses aproximadamente.

Los beneficios son de varios tipos: reducción de la flacidez, mejora en el contorno de la mandíbula, estiramiento de las mejillas, papada y cuello, apariencia más ovalada del rostro y mejora en las arrugas especialmente las del surco nasogeniano. Igualmente cuando se realiza en la parte superior del rostro se logra un elevamiento de cejas lo que se traduce en una mirada más joven y fresca. A diferencia de otras tecnologías, es un tratamiento para cara y cuerpo en áreas donde se presente flacidez.

Los primeros equipos que salieron al mercado para el estiramiento cutáneo eran radiofrecuencias monopolares y bipolares las cuales son sumamente dolorosas al punto que el paciente no las toleraba y algunas de ellas no disponen de piezas de mano de cristal de zafiro enfriadas para proteger la piel de quemaduras, y por tanto no eran capaces de llevar a la dermis profunda un Calor Volumétrico Sostenido que exige este tipo de procedimientos para ser eficaz. Adicionalmente los resultados eran impredecibles, pues no producían ningún efecto en un porcentaje alto de pacientes. Con la nueva tecnología de luz infrarroja de Titán se corrigieron estas falencias y es un procedimiento indoloro con resultados predecibles, rápido y seguro sin los riesgos e incapacidad de una cirugía.

Estudios de la Universidad Mount Sinai School of medicine de Nueva York, bajo la dirección del científico David Goldberg concluyeron que sus resultados son consistentes aún en casos de pacientes mayores en el rango de 58 a 83 años especialmente en zonas como el cuello y tercio inferior de la cara, además que es muy seguro. Los resultados fueron muy buenos especialmente en aquellos pacientes con exceso de tejido flácido y caído debajo de las estructuras subyacentes.

Es ideal para cuello, mentón cara y en cuerpo para abdomen post-parto y brazos.

La Clínica Láser de piel a la vanguardia de la última tecnología mundial en piel, cuenta con los láser y el Titán requeridos para un rejuvenecimiento en tercera dimensión, para recuperar la belleza de la piel y lucir una apariencia más joven, y lo mejor: sin cirugía ni incapacidad.